Sin Categoría22 de abril 2021

Tipos de paneles solares y cómo elegir el mejor para ti

Natalia Kiehnle

Natalia Kiehnle

Digital Marketing Analyst

Tipos de paneles solares y cómo elegir el mejor para ti

A la hora de elegir el mejor panel solar para ti, no debes guiarte únicamente por su precio, ya que en la mayoría de las ocasiones, a mayor potencia de los paneles solares, mayor es su precio, pero de igual forma mayor es el ahorro energético y económico.

Hay muchísima información sobre paneles solares, y te recomendamos ampliamente echarte un clavado en el maravilloso mundo del Internet antes de elegir, pero, por si quieres tener un punto de partida, a continuación, explicamos cuáles son los diferentes tipos de paneles fotovoltaicos y cómo puedes elegir el mejor para ti.

Tipos de paneles fotovoltaicos

Antes de empezar a definir los tipos de paneles solares que existen, debes saber que el 90% de los paneles solares están hechos con alguna variedad de silicio, porque su eficiencia está directamente relacionada con la calidad del silicio que contiene: entre más puro sea el silicio, convertirá mejor la energía solar en energía eléctrica.

Otras cosas que son importantes saber antes de hacer la elección es si tu sistema será autónomo (en cuyo caso utilizarás un sistema de almacenamiento con baterías) o si estarás conectado a la red de electricidad. También es importante tu ubicación geográfica, ya que la temperatura afecta mucho el rendimiento de tu sistema fotovoltaico.

Existen tres tipos de paneles fotovoltaicos que se diferencian principalmente por su calidad (o sea por la pureza de su silicio) y fabricación.

Tipos-de-paneles-solares-02-1024x612.jpeg

Paneles Solares Monocristalinos

Son los paneles solares más potentes y eficientes del mercado. También son los más costosos, porque su proceso de fabricación implica obtener bloques cilíndricos de silicio muy puro y se desperdicia mucho silicio a la hora de fabricarlos.

Tienen una apariencia muy característica, ya que las celdas están recortadas por los 4 lados, lo que forma un rombo entre cada una. Esta clase de paneles solares son los que más vida útil poseen. Hay garantías que llegan hasta los 25 años.

Los paneles monocristalinos funcionan mejor que otros en condiciones con poca luz o en altas temperaturas. Ya que sus celdas fotovoltaicas tienen el silicio más puro, son capaces de captar mucho mejor la energía solar y, por lo tanto, tienden a ser de menor tamaño.

Los paneles fotovoltaicos monocristalinos tienen una eficiencia entre el 15% al 21%.

Paneles Solares Policristalinos

Esta clase de paneles fotovoltaicos también están compuestos por silicio, pero son tan caros como los monocristalinos, por su modo de fabricación: se fabrican vertiendo el silicio en bruto a un molde cuadrado, donde se enfría y se divide en láminas que están formadas por pequeños cristales de silicio.

Es un proceso de fabricación más sencillo y desperdicia mucho menos silicio que los monocristalinos, pero por otro lado, no tiene el mismo nivel de eficiencia que los monocristalinos y por lo tanto, tienden a ser más grandes que su contraparte, para lograr el mismo grado de potencia.

Los paneles policristalinos son más sensibles al calor que los monocristalinos: cuando la temperatura es muy alta, su sistema no capta tanta energía como a una temperatura normal.

Los paneles fotovoltaicos policristalinos tienen una eficiencia entre el 13 y el 16%

Paneles Solares Amorfos o Flexibles

Es el más barato de los tres. Esto se debe a que no emplea un silicio tan puro o está hecho de otros materiales como células fotovoltaicas orgánicas, indio, selenio, cobre, etc.

La principal ventaja, además de su costo, es que es tan flexible, que se adapta a diversos tipos de superficies.

Sin embargo, aunque sea la opción más barata, su instalación puede llegar a ser la más costosa, ya que requiere estructuras más complejas para sostenerlo. Además, al ser el tipo de panel de menor potencia, requiere mucho más espacio que los otros.

Otra desventaja de estos paneles, es que suelen desgastarse más rápido que los demás y por lo tanto, su vida útil es más corta.

Los paneles fotovoltaicos flexibles tienen una eficiencia entre el 7 y el 13%

Cómo elegir los mejores paneles solares para ti

Para elegir el panel solar que se adapte mejor a tus necesidades, es importante tomar en cuenta diversos factores como la eficiencia, potencia y garantía.

Pero por lo general, para el hogar se recomiendan los paneles policristalinos, porque no tiene una diferencia muy crítica respecto a los paneles monocristalinos, pero su precio es más económico y su vida útil continúa siendo atractiva. 

Los paneles monocristalinos funcionan muy bien si tu hogar tiene un espacio muy reducido o si te encuentras en una zona con temperaturas excesivamente altas.

Los paneles flexibles podrían ser ideales si no necesitas mucha potencia y tienes un gran espacio que puedes ocupar, ya que son más baratos, pero requerirán muchísima más superficie para generar lo mismo que un panel policristalino o monocristalino.

¿Tiene comentarios o preguntas?

Nos encantaría escucharte